El secretismo y la opacidad gubernamental se consolidaron en 2017

Si algo ha sabido hacer el gobierno venezolano en los últimos años ha sido limitar el acceso a la información pública, y 2017 no fue la excepción. El año pasado hubo un incremento preocupante de los niveles de opacidad en los distintos órganos y entes del Poder Público bajo la mirada complaciente del Tribunal Supremo de Justicia y la Contraloría General de la República, de acuerdo con el más reciente informe de corrupción de Transparencia Venezuela.

El capítulo opacidad: la regla impuesta desde el alto Gobierno, precisa que en 2017 no se hicieron públicos los resultados de la gestión de los órganos y entes del Poder Ejecutivo, tampoco se entregaron las memorias y cuentas de los ministerios correspondientes al año 2016. Además, la Ley de Presupuesto 2017 que no fue presentada ante la Asamblea Nacional sino ante el TSJ, y que supuestamente fue publicada en una Gaceta Oficial, no estuvo disponible.

Leer más

Share
Share
Aumentar/Disminuir Fuente