Cáritas pide a Gobierno de Venezuela abrir “la puerta grande de la ayuda humanitaria”

Redacción ACI Prensa
 25 de abril de 2019-
La directora nacional de Cáritas Venezuela, Janeth Márquez, indicó que nuevamente están solicitando al régimen de Nicolás Maduro abrir “la puerta grande de la ayuda humanitaria” para poder aliviar las carencias que padece la población por la crisis económica.

En declaraciones emitidas ayer por EWTN Noticias, Márquez también solicitó que este canal humanitario cuente con la participación de más actores. Además, afirmó que es necesario que “se tengan claros los criterios de disponibilidad, transparencia, y sobre todo, de cómo y a dónde va a llegar la ayuda humanitaria”.

De acuerdo con Cáritas Venezuela, organización que representa la obra caritativa de la Iglesia, ha estado solicitando permiso para la entrada de ayuda humanitaria desde el 2015 para atender la emergencia a raíz de la escasez de alimentos y medicamentos.

Cáritas Venezuela@caritasdevzla
Desde tempranas horas llegan personas a Caritas de Venezuela pidiendo ayuda. Hemos podido atender con medicamentos y pastillas potabilizadoras disponibles gracias a las donaciones recibidas.
 Márquez señaló que mientras se otorgaba el permiso, Cáritas Venezuela comenzó a hacer un monitoreo para identificar las necesidades prioritarias.

En ese sentido, explicó que cuando el 11 de abril Nicolás Maduro anunció el permiso a la Cruz Roja para el ingreso de ayuda, este era “muy puntual”, el cual cubría “solo temas de salud, que tiene que ver con plantas, insumos médicos y quirúrgicos”.

Sin embargo, señaló la necesidad de que se permita el ingreso de más ayuda a nivel internacional, con la participación de más actores.

Sobre los desafíos de la acción social de la Iglesia Católica, explicó que “son muchos los problemas que tenemos, y por lo tanto, la iglesia tiene retos específicos: El primero, es poder priorizar temáticas, es decir, dónde podemos trabajar”.

En ese sentido, dijo que la Iglesia ha priorizado a niños de cero a cinco años, mujeres embarazadas y lactantes, personas abandonadas de la tercera edad y migrantes. “El reto es poder priorizar, salvar vidas y aliviar sufrimientos”, aseveró.

Como segundo reto, está el velar por los “cuidadores” que apoyan la labor de la Iglesia. “Nuestra gente que cuida y ayuda también tiene problemas”, por lo cual es importante planificar algunas políticas que los asistan, indicó.

“El tercer reto está relacionada al tiempo y la geografía, pues la ayuda no puede ser pensada para toda la vida”. Márquez señaló que “la Iglesia tiene el reto de hacer incidencia en que los cambios deben ser estructurales”.

Cáritas Venezuela@caritasdevzla

“Yo hay veces me pongo a llorar” dice Lucilda Mukape al hablar de la situación de su etnia en la Sierra de Perija. Por ellos, por los más vulnerables la iglesia católica seguirá trabajando https://www.youtube.com/watch?v=JQC874Mc5H4 

 Sobre cómo colaborar con la obra de Cáritas, Janeth Márquez indicó que la primera forma es “ayudarnos a visibilizar la problemática”. En segundo lugar, que “se haga incidencia en sus países para que la ayuda internacional pueda fortalecer los cambios en el Venezuela”.

Además se puede “ayudar a organizaciones de la sociedad civil o a la Iglesia para que puedan desarrollar, por ejemplo, los centros de atención a niños desnutridos, para comprar los requerimientos de agua, higiene y alimentos”.

Finalmente, animó a colaborar con Cáritas Venezuela y continuar orando para que “la ayuda humanitaria pueda entrar a Venezuela y mejore la situación del país”.

El último boletín informativo de Cáritas Venezuela publicado en noviembre del 2018, señala que la evaluación realizada a niños de las parroquias de Capital, Miranda, Vargas, Zulia, Carabobo, Sucre y Lara -correspondientes a siete diócesis-, reveló que el 56.9% de los menores tenían algún grado de desnutrición o estaban en riesgo de adquirirla.

Asimismo, indican que el 31% de las familias no recibieron agua en la última semana o que el suministro fue menor de 3 días a la semana.

Sobre el factor migratorio, el 55% de hogares respondió que algún miembro de su familia había emigrado. De acuerdo con los hogares entrevistados, el 40% salió del país en busca de mejores oportunidades económicas.

 

Share
Share
Aumentar/Disminuir Fuente